Carta a una pareja amiga que se casa

Queridos amigos,

una boda siempre es una buena noticia. La vuestra también. Una buenísima noticia. Para mi y para la humanidad entera. Dos personas que han descubierto que más allá de uno mismo se encuentra lo mejor. Dos personas que han decidido arriesgar y dirigir sus vidas, conjuntamente,  hacia Ítaca.

Cualquier boda, y más la vuestra, trae a mi intercambiador emocional mi propia decisión hace ya unos cuantos años. Cada boda es capaz de renovar en mi los votos que, en un anochecer al pie del Retiro, decidí asumir por Esther, para Esther, con Esther. Mañana, cuando me levante, volveré a renovarlos porque hay compromisos que vale la pena tener frescos cada amanecer, en la primera inspiración del día.

pareja.jpg

Poco os puedo decir que no sepáis ya. Hoy hay multitud de información, libros de autoayuda, excelentes tratados matrimoniales y una ingente cantidad de webs donde explican qué es el matrimonio y con qué peligros os vais a enfrentar y cómo debéis superarlos. Así que la teoría es abundante y diversa. De todas formas os aconsejo que no os obsesionéis con las dificultades y que potenciéis aquello que os ha llevado a cogeros de la mano para afrontar este viaje.

Cualquier viaje es complicado y hermoso a la vez. Cualquier proyecto es ilusionante e inquietante a la vez. El sabio arco iris ha enseñado ya a nuestros antepasados que la gama de colores es grande y variada y que existen los oscuros, los insípidos, los alegres, los sosos, los chillones… Y todos se van a dar. Y debéis estar preparados para ello. ¿Qué quiere decir “estar preparados”? ¿Saber cómo afrontar cada situación? Ni mucho menos. ¿Actúar sin herir al otro? Ni mucho menos. “Estar preparados” es ser conscientes de lo que hoy decidís, de lo que hoy os trae hasta aquí, de lo que queréis construir juntos, de lo que os enamora del otro… y tener claro que habrá momentos en los que sólo existirá eso para agarrarse. Y que las tormentas pasan si la barca es fuerte. ¡Construid una embarcación poderosa! ¡No os conforméis con una bonita y pintoresca barquita de paseo!

“El amor no es suficiente” le decía Meryl Streep a su hijo en “Secretos compartidos”. El amor es condición necesaria pero no suficiente. La vida en pareja es más complicada y enrevesada. La familia tiene más tela que cortar. Es necesario que os améis y que os lo demostréis también esos días en los que no tengáis ganas; también aunque os parezca forzado y falto de espontáneo romanticismo. Cuidaos y respetaos. Discutid cuando haga falta. Hablad mucho. Sed cada uno uno mismo pero dejaos transformar. Tu pareja te va a descubrir rincones absolutamente escondidos de tu paisaje interior. Déjate sorprender. Acoplaos para formar un buen equipo para que la casa funcione. Hay lavadoras que poner, ropa que guardar, facturas que archivar, trabajo que atender, cenas que preparar, camas que hacer, chapuzas que chapuzear… incluso en los días en los que te apetecería tirarte en el sillón de la casa de tu madre.

El gran milagro del matrimonio es que dos personas se unen para formar una unidad que, lejos de anular a cada miembro, revertirá en vuestro crecimiento personal. No os equivoquéis. Cada uno seguís siendo únicos e irrepetibles. Cada uno seguiréis teniendo vuestras propias aficiones, vuestra música favorita, vuestro sueño personal, vuestros amigos, vuestras emociones tan particulares, vuestras heridas, vuestro pasado… No debéis hipotecar todo eso sino trabajar juntos para intentar que todo quepa y, a la vez, desprenderse de aquello que no quepa cuando ambos lo veáis. Dejaos espacio vital, no os asfixiéis y tened un ratito para vosotros mismos. De lo sanos que estéis por separado dependerá la salud de la pareja.

Y cuando las cosas se tuerzan y las nubes sean grises, no os asustéis pero tampoco adormezcais el miedo. Dejad que las alertas suenen pero no os precipitéis a la salida. Miraos a los ojos y descubríos. No siempre es culpa de alguien. Otras veces sí. Os haréis daño porque quien ama está demasiado expuesto. Ponedle remedio pero no os regodeéis en vuestro dolor. De nada sirve pensar que nunca haréis daño a aquel a quien amáis y os ama. Descubrid juntos dónde está el agujero del barco y disponeos a reparar la chapa cuanto antes. No lo dejéis. No lo calléis pensando que las flores silvestres llegarán con la primavera.

El viaje a Ítaca es maravilloso. ¡Viajad! ¡Disfrutad! ¡Sed! ¡Construid! Y no dejéis de arriesgar. De poco valen las seguridades. Y tened un niño antes de comprar un perro. No queráis ser quinceañeros compulsivos como algunos que conozco.

Me despido tras las notas de “Anónimo veneciano” esperando y deseando que descubráis la felicidad en las pequeñeces de vuestra vida en común. Ahí os jugáis llegar a buen puerto. Yo estoy seguro de que lo conseguiréis.

Un fuerte abrazo

Vuestro amigo, Santi.

About these ads

Acerca de Santi Casanova

Nacido en A Coruña. Generación del 76. Ingeniero de profesión. Educador de vocación.

20 Respuestas a “Carta a una pareja amiga que se casa

  1. CECI

    Vale… ya lo has conseguido? contento? satisfecho? … ya me has emocionao jodío.

    Un besín

  2. Gracias Santi. Me ha gustado mucho.

    Un abrazote

    Belén

  3. Sejo-Jose L. Pajuelo

    Jodio: Como dice Ceci.
    Me ha encantado. Primero los niños, el perro después, aunque luego lo quieras casi como a un miembro de la familia.
    Seguro que a esa pareja tu carta les ha emocionado.
    Dentro de poco, Inés y yo cumpliremos 31 años de casados, de llenar días y vidas, con esas pequeñas y grandes cosas que tú muy bien resaltas.
    A esto de casarse si que podemos calificarlo de auténtica vocación.
    Que sean, que seáis muy,muy felices.

  4. M Carmen

    Gracias Santi, por tanto … por tantas lecciones de amor… por esta gran apuesta del Amor….Me ha encantado!! ;)
    Un abrazo

  5. monty

    tus sabias palabras
    me ponen los pelos de punta

  6. Emilio Marín- Roig

    hey Gracias….

    Menos mal que he descubierto esta carta…

    Besos

    Pd: ypo me he casado, así que lo que dices es muy importante…

  7. es horrible la carta. estoy buscando una para mi prima y esta es re sentimental, la persona que haya escrito esta carta es un asco, da lastima. si no saben escribir cartas no escriban nada. Un monton de amigos y familiares me vienen diciendo que esta pagina es un asco. :@

    • Alfonso Coronel P.

      Rosario, al parecer eres una mujer amargada.
      La carta es excelente, ella refleja el sentimiento noble de un ser que ha viviudo esta experiencia hermosa de ser libre en elegir su pareja para toda la vida. Yo llevo casado 36 años tengo 4 hijos adultos muy bien formados y gracias a mi esposa que ha sido un puntal. Si vuelvo a nacer la vuelvo a buscar para formar una nueva vida. Asi es como la amo
      Saludos

    • Tincho

      Estimada Rosario, estamos muy ansiosos aguardando tu carta superadora!. Saludos.

  8. Alba

    Primero,”rosario”,tu eres la que mejor se podria meter la opinion en salva sea la parte si no sabes al menos escribir un comentario con respeto…..no hace falta que te guste pero tampoco es necesario faltar.Tu solita te calificas

    A otras cosas,la carta es simplemente maravillosa,estoy tratando de escribirle una a mi amiga que se casa en breve,pero esta es demasiado seria y sentimental para su forma de ser………me encanta,y si me la fuesen a leer a mi seria la ideal pero para ella necesito algo un poco menos serio,un pelin jocoso,porque ella es muy alegre
    Aun asi,como finalmente la quiero escribir yo,me ha inspirado mucho para hacer la mia,gracias por esta preciosa muestra de como conjugar el castellano para arrancar emocion del alma
    Un beso

  9. Ricardo...

    Solo le cambiaría la parte de “Y tened un niño antes de comprar un perro. “, pues con el tiempo es mejor saber vivir en pareja y no sentirse obligado a convivir con alguien por una criatura inocente, eso no garantiza nada…

    Por otro lado no estoy de acuerdo con el matrimonio, es una cárcel para el alma y después para la vida entera… me da pánico…

  10. Felipe

    ¡Qué guay!, como diría la canadiense, me guardo a esta Rosarito para mis experimentos sociológicos…

  11. Pingback: Los números de 2010 « Cartas al mundo

  12. Lo hemos leído de nuevo. Los dos.

    GRACIAS.

    GRACIAS.

  13. Fran

    A mi me has quitao las ganas de casarme, has pintado las cosas de formas más negativa que positiva, redactas bien pero se nota que no eres feliz del todo en tu matrimonio.

  14. maria

    pz esta bien megaaa woooowww

    esta carta pz me gusto mucho :- D

  15. Luisa C. V.

    ¡Me ha encantado, Santi! Es una carta preciosa para alguien que esté a punto de casarse, pero también para todo el que esté casado, lleve los años que lleve.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Sobre mi…

Santi Casanova Miralles

Santi Casanova Miralles

Sencillamente yo...

Nazco en A Coruña un 24 de septiembre, día de la Virgen de la Merced. Corre el año 1976. Soy el primer hijo de mis padres y el primer nieto de todos mis abuelos. Luego, en mayo de 1981, llegaría mi hermano al mundo.

Estudio desde los 6 años en el Colegio Calasanz que los Escolapios tienen en A Coruña. Allí curso toda mi enseñanza obligatoria, el BUP y el COU.

En 1994 empiezo la carrera de Ingeniería Informática. Aún así, mi vocación es la educación.

Durante estos años empiezo a asistir como monitor a las colonias de verano que los Escolapios organizan en Cercedilla. Me involucro como catequista de grupos de jóvenes en el Grupo Caminando y asisto a mis primeras Pascuas juveniles, convivencias, encuentros... En 1998 conozco a Esther, mi mujer, en una Pascua.

El año 2000 es un año de ruptura y de cambio. Esther y yo empezamos a salir y, apostando por la relación que nace, decido venir a su lado. Vivo de alquiler y empiezo a conocer el mundo laboral en una empresa multinacional americana. Yo formo parte desde entonces de su departamento de IT en la rama de Healthcare. Mi primer trabajo es en el Hospital de Alcorcón.

En 2001 Esther y yo decidimos casarnos. El enlace es el 19 de octubre de 2002 en la iglesia de S. Manuel y S. Benito, frente al Parque del Retiro en Madrid. En 2004 llega Álvaro, en 2007, Inés y en 2010, Juan.

Desde el año 2002 formo parte de la Comunidad de Betania y en 2012 me incorporo a la Fraternidad Escolapia de la provincia.

En 2011 se me convoca al I Encuentro de bloggers católicos en el Vtaicano y, desde ese momento, mi presencia en la red y mi preocupación sobre cómo ser testigo del Evangelio en Internet va en aumento. En 2012 Dani Pajuelo (@smdani) me propone entrar a formar parte del staff de #iMisión juntos a otros grandes evangelizadores de la red y comienza una nueva etapa que me lleva a dar formación en CONFER, participar en numerosas charlas, encuentros, talleres... y a impartir una asignatura opcional en la Facultad de Teología de la Universidad Pontificia de Comillas. También tengo un espacio dedicado a la vida de la Iglesia en la red en el programa "El pozo de Sicar" de Radio María, dirigido por el P. Raúl Muelas.

Haz clic para seguir este blog y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo electrónico.

Únete a otros 3.268 seguidores

RSS

Actualizaciones de Twitter

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 3.268 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: